Chihuahua | 26 de Noviembre de 2018

En Chihuahua, una menor de edad fue localizada muerta a golpes en un predio baldío. Foto Jesús Estrada

Por

Por 

Jesús Estrada, Javier Salinas, Eirinet Gómez, Jorge A. Pérez, Diana Manzo, Elio Henríquez, Sergio Ocampo y Ernesto Martínez / La Jornada
Ciudad de México, 26 de noviembre.- En el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, organizaciones civiles realizaron protestas para demandar que paren los feminicidios y otras agresiones. Uno de los actos lo encabezó el gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat Hinojosa.

En Chihuahua, horas antes de una manifestación para exigir al gobernador, Javier Corral Jurado, que terminara con la violencia de género, una menor de edad fue localizada muerta a golpes en un predio baldío de la colonia Riberas de Sacramento, en el norte de la capital del estado.

La policía municipal informó que la adolescente fue violada y asesinada a golpes; entre sus pertenencias encontraron una credencial de estudiante de la preparatoria Maestros Mexicanos.

Fuera del palacio de gobierno, colectivos feministas denunciaron que en Chihuahua se han perpetrado al menos 132 feminicidios este año y 2 mil 798 mujeres han sido asesinadas de 1993 a la fecha, según la organización Justicia para Nuestras Hijas.

Acusaron al gobierno del panista de no tener voluntad para combatir la violencia de género; exigieron más presupuesto para la Fiscalía Especializada de la Mujer y atender en forma laica y científica el aumento de embarazos entre adolescentes; asimismo, recordaron que ha habido niñas embarazadas a quienes se ha negado el derecho al aborto.

En Ecatepec, estado de México, 200 mujeres marcharon para exigir alto a los feminicidios y señalaron que las políticas de seguridad del gobernador, Alfredo del Mazo Maza, han fracasado, pues persisten la violencia machista y la inseguridad.

Las manifestantes se reunieron frente a Casa Morelos, emprendieron la marcha hacia la explanada principal y ahí colocaron cientos de flores en memoria de las muertas. Destacaron que la alerta de género en 11 municipios del estado no ha servido de nada.

En Xalapa, Veracruz, la periodista Lydiette Carrión presentó su libro La fosa de agua, que documenta la desaparición de 10 jóvenes de entre 13 y 20 años, de 2012 a 2014 en Tecámac y Ecatepec, estado de México. El hilo conductor es la historia de Bianca, una joven cuya familia recibió mensajes que se vinculan con otros tres casos.

En Oaxaca, Alejandro Murat pidió en un acto oficial a todos los oaxaqueños impulsar una cultura del respeto de los derechos de las mujeres y refrendó el compromiso de su gobierno para combatir toda clase de violencia de género.

En tanto, un grupo de mujeres de diversas organizaciones y familiares de víctimas de feminicidio se manifestaron frente a la Agencia Estatal de Investigaciones de la Fiscalía General del Estado y en la Secretaría de la Mujer, a las cuales los acusaron de inoperantes.

En Juchitán, integrantes de la sección 22 del magisterio oaxaqueño realizaron una plenaria para repudiar los feminicidios.

En Chiapas, decenas de mujeres marcharon en San Cristóbal de Las Casas para demandar que se detenga la violencia misógina. Aseguraron que dos años después de la alerta por violencia de género, en comunidades, ejidos y municipios de Chiapas han aumentado las agresiones.

El Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de Las Casas afirmó que el sexenio de Manuel Velasco Coello termina (el 8 de diciembre) marcado por feminicidios impunes, pues de 2012 a 2018 se documentaron 283 casos.

En Guerrero, un grupo de 20 mujeres protestó fuera de la Fiscalía estatal, en Chilpancingo, y denunció total omisión de esa instancia para aclarar los crímenes por violencia de género; colocaron sellos de clausura y cruces de cartulina con mensajes. El alcalde de esta ciudad, Antonio Gaspar Beltrán, afirmó que en los dos meses pasados el ayuntamiento atendió 37 casos de violencia contra las mujeres.

En este contexto, cifras de la Procuraduría General de Justicia de Michoacán refieren que este año 145 mujeres han sido asesinadas en esta entidad. En 2017 fueron 139.

Sólo en Zamora han sido ultimadas 31 mujeres en 2018, y en Uruapan, 25. Les siguen Morelia y Apatzingán. Estos cuatro municipios concentran el mayor número de feminicidios, a pesar de que en junio de 2014 se emitió alerta de género en 14 localidades.

Sondeo

¿Está de acuerdo con la consulta ciudadana del Congreso para determinar si la próxima gubernatura es de 2 o de 5 años?