Chihuahua | 26 de Febrero de 2019

Fueron llevados a las instalaciones del Instituto de Migración, donde 13 pidieron ser repatriados y el resto solicitó su traslado a Monterrey. Foto Carlos Figueroa / La Jornada  

Por

Por 

Carlos Figueroa / La Jornada

Tamaulipas, 26 de febrero.- Tras el intento de 63 hondureños de cruzar la frontera por la fuerza, personal de la oficina Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos cerró ayer por dos horas, con barricadas de concreto y alambre con cuchillas, el puente internacional que une Laredo, Texas, con Nuevo Laredo, Tamaulipas.

"No sé cómo se percataron, pero nos detuvieron", dijo Esdras Espinoza. Al regresar a México fueron llevados a oficinas del Instituto Nacional de Migración, donde 13 pidieron ser repatriados y 50 –seis de ellos menores de edad– solicitaron ser llevados a Monterrey.

Sondeo

El albazo legislativo endeudó a los bajacalifornianos, incluidos niños, durante 37 años. En su opinión: