Baja California | 25 de Abril de 2019

Foto

Por

Por 

Ángel Ramírez

Tijuana, 25 de abril. – El presidente de la Asociación de la Industria Maquiladora de Otay (AIMO), Salvador Díaz, manifestó su preocupación porque el candidato que se dice puntero no atiende el llamado de la industria y “no sepa qué es Index (Industria Nacional de Exportación) ni la AIMO”.

La organización empresarial invitó a los seis candidatos a la gubernatura de Baja California, para que participaran en su reunión mensual. El llamado lo atendieron Oscar Vega, del PAN; Enrique Acosta, del PRI; Jaime Martínez, del PRD, e Ignacio Anaya, del PBC, en tanto Héctor Osuna Jaime, de MC, declinó la invitación argumentando un compromiso.

El aspirante por la coalición “Juntos Haremos Historia en Baja California”, por segunda ocasión desestimó la invitación de los empresarios. Por ello, dijo Díaz, “el extrañamiento que tenemos con Bonilla es que se le han hecho ya dos invitaciones: primero como candidato a senador, y ahora a gobernador. Tampoco asistió con los compañeros de Index y eso no lo queremos ver como un mensaje de que no le interesa la industria”.

Añadió que la AIMO vio con buenos ojos las propuestas que escucharon de los candidatos que acudieron a sus invitaciones, la cual sólo le pidió suscribir el compromiso de llevarlas a cabo y hacerlo en conjunto con el sector productivo, al que piden tome en cuenta sus demandas.

“Es de gran importancia –añadió– saber cuáles son los planes de trabajo” que proponen, dado que hay inquietud por parte de los industriales para hacer inversiones y “apostar nuestros capitales, debemos saber qué tipo de gobierno vamos a tener”.

Recordó que cada candidato tuvo 15 minutos para exponer sus propuestas y se les invitó de manera aleatoria. El primer turno le correspondió al candidato panista, Oscar Vega Marín, respecto a quien, dijo estar consciente de que existe un desgaste de 30 años, en los que se reclama más cercanía, mayor apertura al diálogo, a la crítica y las propuestas.

“Dicen que nos alejamos de la sociedad. Y ese reto me movió para buscar ser gobernador del estado, aún sin contar con el apoyo de los grupos del PAN ni de los legisladores. Mi compromiso es con Baja California”, dijo Vega Marín a los industriales.

Les aseguró que no quiere recibir manifestaciones públicas, sino estar delante de ellas y que pondrá énfasis en seguridad y salud pública, tan urgentes como el tema de movilidad.

Aseveró que no será un gobernador que sirva de tapete del presidente de la República y por último compartió una anécdota donde dijo haberse encontrado en Mexicali hace un par de días al candidato Jaime Bonilla. “Cuando le pregunté por qué no había asistido a la reunión del Index, me dijo Bonilla ¿qué es el Index?” finalizó.

En el turno del candidato del PRI, Enrique Acosta Fregoso, éste afirmó que “el gobernador de Baja California debe ser un hombre comprometido, líder de la comunidad, conocedor de las problemáticas y en BC hace falta un gobernador. Tenemos una Tijuana que es una ciudad pujante, con gente emprendedora. Y nos la pintan como la más peligrosa”.

Reconoció la crisis por la que está pasando la industria y prometió un plan de vialidades, mejor seguridad pública para sus empresas y que las empresas tengan equilibrio y paz laboral.

Dijo que la libertad sindical, propuesta por la reforma laboral es peligrosa, si no existe una regulación de la Secretaría del Trabajo y que no es importante decir lo que se necesita arreglar, sino decir cómo se va a solucionar.

Propuso arreglar el sistema de justicia penal, así como un crear un sistema de salud a favor de los adictos, ya que el 65% de los delitos se cometen bajo el influjo de alguna droga. Finalizó su participación asegurando que la inseguridad no se resuelve a balazos, sino con sabiduría. Lamentó que los empresarios hayan sido engañados con el tema de la Zona Libre. “Dijo AMLO que iba a bajar el IVA y solo fue para algunos cuantos”.

Ignacio Anaya Barriguete, del Partido de Baja California, comenzó su participación señalando que los gobernantes deben ser respetuosos con las leyes y reclamó que Baja California eligió un senador que no es senador. Recordó que “tenemos un artículo (el 131) que data desde 1857 que dice, que hay que gravar todo lo que tiene que ver con importación. Yo seré un facilitador, para proponer la iniciativa de reformar el 131”.

Entre sus propuestas está desaparecer el Impuesto estatal sobre nóminas. Dijo que un tema toral es la pésima administración de los recursos. “Kiko es bueno, pero para sus negocios. Por eso no hay recursos para la universidad”. El eje de su oferta, afirmó, es una administración sana y añadió que él no es ningún “chapulín”.

Cerró la participación de los candidatos Jaime Martínez Veloz, quien aseveró que la realidad es distinta a lo que se promueve y que la reducción del IVA es distinta lo que ese dice.

Expresó su acuerdo con lo expresado por Vega Marín, en cuanto a que no todo lo que se ha hecho, se ha hecho mal. Opinó que “en Baja California cabalgan los cuatro jinetes del apocalipsis, la inseguridad, la corrupción, la impunidad y la incompetencia gubernamental”.

Propuso de nuevo, como lo dijo en el panel del Index, un nuevo acuerdo binacional entre California y Baja California, en el que se garanticen mecanismos de paz y tranquilidad entre ambos estados.

Propuso cambiar el nombre de la Coalición por el de “Juntos haremos Prehistoria”, porque no puede seguir con los mismos métodos que critica y señaló que el no ir a debatir es señal de que algo no está bien.

Salvador Díaz González tomó de nuevo la palabra y precisó que en la zona Este se han creado parques industriales por la llegada de nuevas inversiones, lo que demuestra que hay confianza en la ciudad, sin embargo, el gobierno se está quedando corto en el tema de las vialidades.

“Son propuestas que traíamos en AIMO desde hace tres años que no se habían vuelto a ver, y lo que podría dar solución a esto es la construcción del bulevar Las Torres, una avenida de 5.5 kilómetros que despejaría la zona de Otay”, resaltó.

Lo más importante, concluyó, es que quien llegue a la gubernatura del estado escuche las propuestas del sector industrial, dado que es el que vive a diario la dinámica de los cruces fronterizos de mercancías, y no tarden años en emitir un estudio para llevar a cabo las obras.