Baja California | 24 de Junio de 2019

Durante una reunión con las familias afectadas por los deslizamientos de tierra que acabaron con su patrimonio, el próximo secretario de Gobierno, Amador Rodríguez Lozano, y el alcalde electo, Arturo González Cruz, aseguraron que las propiedades serán entregadas sin ningún problema legal. Foto Ángel Ramírez

Por

Por 

Ángel Ramírez

Tijuana, 24 de junio.- Los gobiernos electos estatal y municipal ofrecieron a familias que perdieron sus casas por un deslizamiento de tierra en Lomas del Rubí entregar 290 viviendas -260 ubicadas en Villas del Campo y otras 30 en la zona este de la ciudad-, lo que será evaluado por los damnificados para decidir si las aceptan, ya que moverse a un lugar alejado del fraccionamiento donde realizan sus actividades laborales y escolares representaría un aumento en el gasto familiar.

Estas viviendas ya se encuentran adjudicadas por parte del Infonavit y se está a la espera de que se coordinen los tres niveles de gobierno para ofrecerlas a los afectados sin ningún costo, de acuerdo con lo que se informó en una reunión entre representantes de las familias damnificadas con el próximo secretario de Gobierno estatal, Amador Rodríguez Lozano, y el alcalde electo, Arturo González Cruz. Previo a la reunión, la entrega gratuita había sido anunciada por el gobernador electo, Jaime Bonilla Valdez. 

De febrero de 2018 a la fecha se han contabilizado 168 inmuebles derrumbados, pero en algunos habitaban hasta tres familias, de ahí que se ofrezcan 290 viviendas.

En el encuentro, que se llevó a cabo este lunes, los funcionarios presentaron las opciones de las 260 viviendas ubicadas sobre la carretera libre Tijuana-Tecate a la altura de la Presa El Carrizo, las cuales están juntas para preservar y mantener a la comunidad. El resto de las viviendas ofrecidas se localizan de forma dispersa en distintos puntos de la zona este como La Presa, Mariano Matamoros, y el Refugio.

Arturo González declaró que la gente sabe que el gobierno electo no ha entrado en funciones, por lo que agradeció el voto de confianza que le ofrecieron en esta primera reunión. Agregó que espera que el gobierno saliente inicie lo antes posible los trabajos de transición, para así poder revisar las causas de los deslizamientos y los permisos otorgados a Grupo Melo, empresa a la que se ha señalado como responsable de los deslizamientos de tierra que provocaron los derrumbes de casas en Lomas del Rubí.

El alcalde electo dijo que la constructora debió depositar una fianza antes de realizar cualquier trabajo y en caso de existir alguna irregularidad, que ese fondo sirviera para resarcir el daño a los afectados.

Vecinos de Lomas Del Rubí que estuvieron presentes exigieron que se les dé una fecha para la solución del problema, ante esto, González Cruz lamentó aclaró que no está en funciones, “yo quisiera ya estar en el momento de entrega y recepción, pero nos queda claro que los gobiernos actuales están escondiendo las circunstancias de sus gobiernos y quieren esperarse a los términos meramente legales y no como tradicionalmente se daba, inmediatamente después de la elección para iniciar con el proceso de transición”.

Respecto a la posibilidad de aceptar, la presidenta del Comité de Vecinos de Lomas del Rubí, Atalia Ramos, consideró que es mejor tener un techo propio, sin preocupaciones de paga renta -como lo han hecho desde que perdieron sus viviendas-, y afirmó que "hay familias que han tenido casos de cáncer y enfermedades cardiovasculares derivado del estrés que les ha provocado la situación, pero esto que nos ofrece el gobierno entrante nos abre el panorama, a paso lento pero vamos avanzando".

El 1 de agosto comenzarán las reuniones y trabajos para entrega y recepción del gobierno en Tijuana y dijo el alcalde electo que ya tiene listo todo lo que se requiere para solicitar documentación que pueda darle celeridad a este problema en Lomas del Rubí.