Baja California | 24 de Mayo de 2019

El director del Hospital General de Tijuana, doctor Clemente Zúñiga Gil, en entrevista con medios. Foto Ángel Ramírez

Por

Por 

Ángel Ramírez

Tijuana, 24 de mayo.- Los decesos de 13 bebés, ocurridos en tres meses en el Hospital General de Tijuana, se debieron a diversas causas, ajenas a la falta de insumos, aseguró el director del nosocomio, Clemente Zúñiga Gil.

Lamentó que esa información saliera a la luz pública luego de una reunión que, se suponía, era privada con el candidato a gobernador Jaime Bonilla, y la cual su equipo de campaña transmitió a través de Facebook.

Precisó que las muertes se debieron a embarazos de alto riesgo, bebés nacidos con bajo peso o de manera prematura, pero, no a falta de insumos.

Sin embargo, confirmó que el fallecimiento de uno de los niños si ocurrió por falta de quirófano, ya que no pueden sacar a ninguna persona que se encuentre en cirugía para que ingrese otra.

No importa, dijo, que se trate de un delincuente o algún baleado. Para el personal médico se trata de una vida.

El menor, explicó, tuvo que esperar seis horas para que se desocupara una de las cuatro salas de operaciones con las que cuenta el hospital, hasta que falleció.

Zúñiga Gil agregó que en los últimos dos años las atenciones a personas baleadas se han incrementado considerablemente, al grado de que llegan, por día, entre 2 y 6.

A éstos se les brinda la atención inmediata, pero en caso de que llegue otro paciente con necesidad de un quirófano y no haya un espacio disponible, tiene que esperar.

Respecto a las cirugías, confirmó que las prioritarias para el HGT son las de carácter oncológico, “esas sí se realizan y no se mueven de la programación”.

Reconoció que existe en el HGT un importante problema de desabasto, que en ocasiones llega al 50% de lo solicitado a la Secretaría de Salud del Estado, ya que el hospital no maneja esos recursos, y deben hacer la petición de insumos a la dependencia y ésta se los hace llegar.

Descartó, en referencia a la publicación realizada por La Jornada, que haya represalias del gobierno estatal, aunque “recibimos llamadas para preguntarnos qué había pasado.

El mismo secretario de Salud, Caleb Cienfuegos, llamó, pero “sé que entendió la situación y no creo que haya represalias”, reiteró el doctor Zuñiga.

Sobre la reunión con el candidato de la coalición “Juntos Haremos Historia en Baja California”, Jaime Bonilla, expuso: “nosotros tenemos reuniones cada miércoles, y el candidato llegó para conocer la problemática, creímos que sería una falta de respeto el no dejarlo pasar”.

Por ello “lo atendimos, como hemos atendido a otros candidatos, la única situación que molestó a los médicos es que no dijeran que se estaba grabando”, finalizó Zúñiga Gil.