méxico | 23 de Octubre de 2018

Declaran emergencia extraordinaria en 19 municipios y cierran puertos. Foto cortesía del ayuntamiento de Escuinapa

Por

Por 

Redacción / La Jornada
Ciudad de México, 23 de octubre.- Miles de personas comenzaron a ser desalojadas ayer de localidades costeras de Sinaloa, Nayarit y Jalisco ante la proximidad del huracán Willa, que ayer estaba en la categoría 4 en la escala Saffir-Simpson y fue catalogado por el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) como ‘‘extremadamente peligroso’’.

Willa, que el lunes estaba 140 kilómetros al sur-suroeste de las Islas Marías, Nayarit, con vientos sostenidos de 230 kilómetros por hora, se localizaría hoy frente a las costas de Nayarit, con probabilidades de que su centro toque tierra durante la tarde entre los límites de Sinaloa y Nayarit, con rachas de viento superiores a 80 km/h y oleaje de tres a cinco metros en las costas de Sinaloa, Nayarit y Jalisco. Su amplia circulación originará lluvias de muy fuertes a puntuales torrenciales sobre el occidente y noroeste del país, indicó el SMN.

Agregó que el frente número 7 se mantendrá estacionario sobre el noroeste del Golfo de México. La masa de aire frío asociada originará ambiente muy frío en los estados del norte, centro y oriente de la República, además de un evento de norte con rachas superiores a 50 km/h en las costas de Tamaulipas, Veracruz, el Istmo y el Golfo de Tehuantepec.

Detalló que la onda tropical sobre el sur de Chiapas se desplaza y refuerza la entrada de humedad hacia el sur del país. Los sistemas meteorológicos mencionados originarán tormentas puntuales intensas en Nayarit, Jalisco, Colima, Michoacán, Guerrero, Oaxaca y Veracruz; puntuales muy fuertes en Sinaloa, Durango, Coahuila, Puebla y Chiapas, y puntuales fuertes en Baja California Sur, Sonora, Chihuahua, Tamaulipas, Nuevo León, Zacatecas, San Luis Potosí, Aguascalientes, Guanajuato, Morelos, Tabasco y estado de México.

En tanto, el presidente Enrique Peña Nieto ordenó instalar el Comité Nacional de Emergencias para coordinar las acciones de las dependencias de la administración federal y de los sectores público y privado.

El director general de la Comisión Nacional del Agua, Roberto Ramírez, previó en conferencia de prensa en la Ciudad de México que Willa ingresaría a territorio nacional a las 19 horas de este martes en el municipio de Escuinapa, Sinaloa, con categoría 3.

Ramírez, acompañado por el coordinador de Protección Civil, Luis Felipe Puente, anunció que para hoy a las 15 horas se deberán suspender todas las actividades en las costas de Nayarit y Sinaloa. Destacaron que la población de esa zona debe quedar resguardada.

Puente informó que se declaró emergencia extraordinaria en 12 municipios de Nayarit y siete de Sinaloa, a fin de liberar recursos del Fondo de Desastres Naturales para que los gobiernos estatales atiendan las necesidades alimentarias, de abrigo y de salud de la población afectada.

Añadió que el domingo fueron cerrados los puertos de San Blas, Nuevo Vallarta y La Cruz Huanacaxtle, en Nayarit; Puerto Vallarta, Jalisco, y los de Mazatlán y Teacapan, en Sinaloa.

No descartaron que las olas en esta región alcancen 10 metros de altura, que sus efectos lleguen a Los Cabos, Baja California Sur, y que Willa provoque lluvias de 200 a 250 litros por metro cuadrado.

Elementos de las secretarías de la Defensa Nacional y de Marina aplican el Plan DN-III-E en los municipios costeros de Mazatlán, Rosario y Escuinapa, en el sur de Sinaloa, donde se suspendieron clases en todos los niveles.

El gobernador, Quirino Ordaz, pidió a la población que no se resista a dejar sus viviendas y acudir a los albergues.

El mandatario de Nayarit, Antonio Echevarría, previó que se desalojará a entre 10 mil y 15 mil personas de los nueve municipios que estarían en el paso de Willa: Huajicori, Tecuala, Acaponeta, Ruiz, Tuxpan, El Nayar, Rosamorada, Santiago Ixcuintla y San Blas, en el norte de la entidad. Ya se suspendieron las clases en todo el estado y Echevarría aplazó la presentación de su informe de gobierno, en Tepic.

Una las primeras localidades nayaritas evacuadas ayer fue Palmar de Cuautla, en Santiago Ixcuintla, cuyos 350 habitantes se hallaban en riesgo debido a que los oleajes suelen arrasar con todo a su paso.

En Jalisco se desalojó a los enfermos hospitalizados en la clínica 42 del Instituto Mexicano del Seguro Social, lo mismo que a turistas de Puerto Vallarta, Cabo Corrientes, Cihuatlán, Villa Purificación, La Huerta y Casimiro Castillo. En municipios costeros se suspendieron las clases y el gobernador, Aristóteles Sandoval, dijo que la alerta abarca de Cihuatlán a Puerto Vallarta, es decir, casi la totalidad de los 300 kilómetros de litoral que tiene Jalisco.

Además, Protección Civil estatal vigila los malecones de Jocotepec y Chapala, donde el lago estaba ayer a 80.40 por ciento de su capacidad.

La Semar activó su plan de prevención en Colima, donde el puerto de Manzanillo cerró para embarcaciones pequeñas.

(Irene Sánchez, Myriam Navarro, Javier Santos, Juan Carlos G. Partida y Juan Carlos Flores, corresponsales; Ángeles Cruz y Fabiola Martínez, reporteras)