Baja California | 19 de Junio de 2018

El candidato de la coalición Juntos Haremos Historia, Andrés Manuel López Obrador, estuvo ayer en Mexicali, Baja California. Foto La Jornada

Por

Por 

Antonio Heras, Cristina Gómez y Jesús Estrada / La Jornada
Mexicali, BC. 19 de junio.- Andrés Manuel López Obrador, candidato presidencial de la coalición Juntos Haremos Historia, anunció que se dejarán de cerrar las plantas de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), como se ha venido realizando para dar preferencia a firmas extranjeras, que le venden energía eléctrica a esa empresa, además se la dan cara, porque reciben hasta subsidio.

Durante su cierre regional de campaña en la capital bajacaliforniana, dijo que otro compromiso es que se homologuen los precios de la energía eléctrica, es decir, lo que cueste la luz del otro lado de la frontera es lo que costará en Mexicali. Vamos a que se siga produciendo y no se compre tan cara, porque el problema es que han dado concesiones a empresas extranjeras.

El político tabasqueño anticipó que bajarán los impuestos en la frontera norte, disminuirá el IVA a 8 por ciento, el impuesto sobre la renta se reducirá a 20 por ciento y se homologarán los precios de los combustibles y de la energía eléctrica: lo mismo que se cobre en California se hará aquí, y aumentará al doble el salario mínimo en la frontera.

Ante unos 4 mil 500 simpatizantes reunidos en el auditorio del estado, indicó que enviará a Josefa González Blanco, quien en caso de que el tabasqueño gane la Presidencia sería designada secretaria del Medio Ambiente, para ver el problema del agua en Mexicali, y habrá inversión extranjera, pero se cuidará el medio ambiente.

Interrogado por los reporteros sobre qué hará con los autos ilegales, conocidos como chocolates, respondió que hay que verlo con calma, porque tenemos que actuar con responsabilidad, no ofrecer por ofrecer, menos en este tiempo de campaña.

Por otra parte, señaló que el PRI y el PAN no se pusieron de acuerdo en esta elección para obtener la Presidencia o imponer a un candidato, porque “cuando se reparte mal el botín hay motín, por ello vamos a ganar el primero de julio.

“Meade y Anaya están peleando el segundo lugar, pero están muy abajo; estamos con 20 y hasta 30 puntos de ventaja; ya no les alcanza. Esta vez no se puso de acuerdo la ‘mafia del poder’, como lo hizo en 2006, cuando el PRI ayudó al PAN, y como en 2012, cuando el blanquiazul ayudó al tricolor para que se impusiera a (Enrique) Peña Nieto”, puntualizó.

López Obrador aseguró que en su gobierno el presupuesto ya no se va a ir por el caño de la corrupción, pues se va a cortar el copete de los privilegios que hay en el gobierno.