Baja California | 18 de Marzo de 2019

El senador con licencia recalcó que según la Ley de Responsabilidades, a todo servidor público se le establecen como obligaciones, salvaguardar la legalidad, ser honrado, leal, imparcial y eficiente en el desempeño de su trabajo, lo cual de no cumplirse da lugar a sanciones de acuerdo con el procedimiento que corresponda. Foto

Por

Por 

Redacción

Tijuana, B.C., 18 de marzo.- Luego de condenar el asesinato de periodista sonorense Santiago Barroso, el candidato de la Coalición “Juntos haremos historia” a la gubernatura de Baja California, Jaime Bonilla Valdez, afirmó que el Estado está obligado a garantizar el respeto y aplicación de los derechos fundamentales de los ciudadanos y evitar que se cometan abusos contra los periodistas, con el fin de “contrarrestar y erradicar los actos que pueden inhibir o limitar la libertad de expresión, como lo establece el marco jurídico de nuestro país¨.

Recordó que México es uno de los países más peligrosos del mundo para los trabajadores de la prensa, según diversas instituciones, como la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) y la organización no gubernamental (ONG) Artículo 19, que contabilizó al menos 46 periodistas asesinados durante el sexenio de Enrique Peña Nieto.

El crimen, perpetrado en Sonora el viernes 16, aseveró, se suma a una larga lista de ataques contra la libertad de expresión, cometidos por “quienes se mueven en la impunidad debido a un muy poco eficiente aparato de justicia".

El senador con licencia recalcó que según la Ley de Responsabilidades, a todo servidor público se le establecen como obligaciones, salvaguardar la legalidad, ser honrado, leal, imparcial y eficiente en el desempeño de su trabajo, lo cual de no cumplirse da lugar a sanciones de acuerdo con el procedimiento que corresponda.

Añadió que el ejercicio periodístico, fundamentado en la libre expresión, es la parte más importante de toda democracia, dado que se trata de un derecho humano fundamental ligado a las demás garantías.

Bonilla Valdez estimó que el auge de las redes sociales y la divulgación de información engañosa, publicada desde perfiles falsos, es otro enorme riesgo para el periodismo, como actividad profesional, porque esto lo aprovecha “una gran cantidad de grupos para tratar de vulnerar o destruir la credibilidad” de los comunicadores.

Reiteró su absoluto respeto a la libertad de expresión y el derecho a la información, consagrados en los artículos 6o y 7o de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, los cuales establecen que la manifestación de las ideas no debe ser objeto de inquisición judicial o administrativa alguna, además de que es inviolable la libertad de escribir y publicar escritos sobre cualquier materia.

Sondeo

El albazo legislativo endeudó a los bajacalifornianos, incluidos niños, durante 37 años. En su opinión: