cultura | 16 de Mayo de 2017

El reportero laboraba en la estación radiofónica La Ke Buena de 100.9 FM, en Tierra Blanca, Veracruz, y en semanas recientes realizó denuncias contra grupos criminales que realizan actividades en los municipios limítrofes de ambos estados. Foto Especial

Por

Por 

Jorge A. Pérez Alfonso, La Jornada

Oaxaca,  6 de mayo de 2015.- El cuerpo del periodista veracruzano Armando Saldaña Morales fue localizado la tarde del 4 de mayo en esta entidad; presentaba cuatro impactos de bala y rastros de tortura, informó la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE).

El reportero laboraba en la estación radiofónica La Ke Buena de 100.9 FM, en Tierra Blanca, Veracruz, y en semanas recientes realizó denuncias contra grupos criminales que realizan actividades en los municipios limítrofes de ambos estados.

En Xalapa, Veracruz, unos 35 reporteros realizaron una protesta y bloquearon durante 35 minutos la avenida Juan de la Luz Enriquez, cerca del palacio municipal y la plaza conocida como Regina Martínez, en homenaje a otra periodista asesinada.

En un mitin denunciaron que se han cometido 13 homicidios contra el gremio durante el gobierno de César Duarte, y cuatro periodistas están desaparecidos. Señalaron al mandatario de ser responsable de la violencia contra los comunicadores, y en una cartulina escribieron: La cuenca del Papaloapan, zona de muerte para periodistas.

Saldaña Morales tenía 52 años de edad y 25 de ejercer el oficio; vivía en Tezonapa. Ayer su cuerpo fue velado en esa ciudad.

Escribía sobre diversos temas, pero en días recientes realizó denuncias contra grupos criminales que operan en municipos colidantes entre Veracruz y Oaxaca. El cadáver fue hallado en la comunidad Morelos, municipio de Acatlán de Pérez Figueroa, cercana a Tierra Blanca, Veracruz, sitio al que se trasladaron peritos en diversos áreas.

El procurador de Oaxaca, Joaquín Carrillo Ruiz, señaló que ya tuvo contacto con su similar de Veracruz para la investigación.

Explicó que el cuerpo fue encontrado en territorio oaxaqueño, por lo que la procuraduría que él encabeza se encargará de las investigaciones. Destacó que por el momento se investiga dónde pudo ser interceptado y ejecutado el comunicador, ya que homicidio no ocurrió en el sitio donde se hallaron sus restos.

Autoridades señalaron que Saldaña Morales al parecer estaba en Veracruz, sin precisar dónde, por lo que suponen que fue asesinado en esa entidad y luego trasladaron el cuerpo a Oaxaca.

El cadáver del periodista fue hallado a un costado de una camioneta Ford, modelo F150, de color blanco, que fue decomisada.

En el lugar se encontraron credenciales que acreditan a Saldaña Morales como reportero de La Ke Buena, estación con sede en Tierra Blanca, en las que se indica que residía en Tezonapa, Veracruz.

Sondeo

¿Es suficiente el retiro de concesiones de taxis amarillos ante los actos de violencia de sus choferes?