Baja California | 16 de Abril de 2018

"La respuesta a la solicitud a la presidente municipal han sido descalificaciones a este comité ciudadano". Foto Antonio Maya

Por

Por 

Redacción

Rosarito, 16 de abril.- Integrantes del Comité Metropolitano en Defensa del Agua, integrado por ciudadanos de Playas de Rosarito y Tijuana,  mantienen su exigencia a las autoridades estatales, municipales y federales en el cumplimiento del derecho constitucional a la información, clara  puntual y oportuna en relación a la instalación de una planta Desaladora en este municipio .

Así se  planteo  en reunión con la alcaldesa Mirna Rincón, el  representante del gobierno del estado en Playas de Rosarito Silvano Abarca, el diputado local Ignacio García y representantes de la Comisión Estatal del Agua, no obstante que se ha solicitado por escrito la información correspondiente al proyecto de dicha Desaladora que representa un inminente desequilibrio ecológico grave irreparable al ecosistema costero, la respuesta ha sido el silencio.

Integrante del Comité Metropolitano en Defensa del Agua, sostienen que debido a que el agua es uno de los derechos  humanos que sustentan la vida, y dada  la trascendencia del proyecto de la Desaladora de Playas de Rosarito que modificara el estilo de vida de ciudadanos de, Rosarito , Ensenada, Tecate y Tijuana, es urgente que se nos informe sobre la motivación, alcances ,impactos ecológico  y  económico así  como los beneficios que dicho proyecto  traerá a Rosarito donde  se ha colocado la primera piedra de la obra.

A  la presidenta municipal de esta ciudad Mirna Rincón Vargas se le ha pedido formalmente, información sobre el otorgamiento del permiso de uso del suelo, el manifiesto de impacto ambiental, la autorización para la construcción de la planta en este municipio, la respuesta ha sido descalificaciones a este comité ciudadano.

Es pertinente recordar a la opinión pública en general que el 8 de febrero de 2012 se elevó a rango constitucional el derecho humano al agua y saneamiento, por lo que toda persona tiene acceso a la disposición y saneamiento del agua para consumo personal y domestico en forma suficiente aceptable y asequible.

Este derecho nos da acceso a otros derechos, como el derecho a la vida, a la alimentación al medio ambiente  sano y a la salud. Sin agua no hay vida.

El Comité Metropolitano en Defensa del Agua está integrado por rosaritenses y tijuanenses.