Baja California | 15 de Julio de 2017

La canícula es una condición que se caracteriza por la presencia de temperaturas elevadas, disminución de las probabilidades de lluvia, calentamiento excesivo del aire y cielos despejados en la que deben extremarse precauciones. Foto Edgar Lima

Por

Por 

Redacción

Ensenada, 15 de julio.- Con la entrada de la canícula que permanecerá hasta septiembre se incrementan los riesgos de salud y afectaciones para la población, advirtió el jefe del Departamento de Servicios Médicos de Ensenada, Isaac David López Guzmán, quien advirtió que Baja California está en el tercer lugar de entidades que registran enfermedades relacionadas con la temporada.

La canícula, dijo, es una condición cuyas características principales son la presencia de temperaturas elevadas, disminución de las probabilidades de lluvia, calentamiento excesivo del aire y cielos despejados; “es un periodo de 40 días aproximadamente, en el que debemos extremar precauciones al exponernos al sol para evitar situaciones de riesgo para la población”, expresó.

Durante este período aumenta la incidencia de casos de diarrea, principalmente por el consumo de agua o alimentos en mal estado o contaminados por virus o bacterias, mismas que pueden causar enfermedades como el cólera, disentería, tifoidea o salmonelosis, entre otras.

Isaac López puntualizó que otras condiciones desfavorables para la salud son la exposición prolongada a los rayos solares, misma que provocan quemaduras, agotamiento y el llamado golpe de calor, que además de poner en riesgo la salud puede causar la muerte si no se atiende oportunamente.

“En México, los estados con mayor incidencia de casos por estas enfermedades, son Sonora con el 52.9 por ciento; Tamaulipas con el 13.1 por ciento y Baja California con el 9.3 por ciento, y tan solo en estos tres estados se presenta el 75.3% de los casos reportados en el país”, subrayó.

El funcionario indicó que en Baja California en 2016 se reportaron 63 casos, siendo la primera causa el agotamiento por calor con 57.14 por ciento, seguido de golpe de calor con 41.26 % y quemaduras solares con el 1.6 por ciento; la población femenina es la más afectada.

Manifestó que la principal razón en esta época del año es el riesgo de sufrir deshidratación -desde leve a severa o grave- por lo que recomendó a la población lavarse las manos antes de comer, preparar alimentos, después de ir al baño o cambiar pañales; consumir pescados y mariscos bien cocidos o fritos; lava con agua y jabón y desinfectar con cloro o plata coloidal las frutas y verduras que se consuman crudas.

También consumir solo agua desinfectada (uso de cloro, plata coloidal o hervida); consumir los alimentos inmediatamente después de su preparación, para evitar su descomposición; ingerir más líquidos de lo acostumbrado y no esperar hasta estar sediento para beberlos.

Evitar exponerse al sol durante las horas de mayor radiación (entre 11:00 y 17:00 horas); elegir las primeras horas del día para llevar a cabo las actividades al aire libre; vestir ropa ligera, de colores claros y utilizar sombrero o sombrilla para protegerte del sol, y cubrir las ventanas que reciben la luz del sol colocando persianas, cortinas o periódicos, que ayuden a disminuir el calor en el interior de la casa.

Además nunca permanecer, ni permitir que otros permanezcan dentro de un vehículo bajo el sol, estacionado o cerrado por tiempo prolongado, incluyendo mascotas, y en caso de que se observen labios y piel secos, solicitar Vida Suero Oral en cualquier unidad del Sector Salud (su distribución es gratuita). No automedicarse y visitar al médico.

Sondeo

¿Quién es responsable del incremento de homicidios en Tijuana y el estado?