méxico | 15 de Marzo de 2019

Tráiler incendiado por el Cártel de Jalisco Nueva Generación, a la altura de "La Tinaja". Foto La Jornada

Por

Por 

Redacción

El Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG) quemó vehículos y tráilers en la carretera que comunica a Córdoba con la capital del estado, a la altura del poblado “La Tinaja”, debido a que acusó la Fuerza Civil de "matar cobardemente" a tres de sus integrantes, además del decomiso de dos posesiones.

El CJNG lo afirmó así en una narcomanta. En esecontexto hubo tres a enfrentamientos entre la Fuerza Civil y miembros de ese cártel, en el que murieron cuatro presuntos en diferentes enfrentamientos durante la noche de este jueves y madrugada del viernes en Veracruz.

Los vehículos fueron incendiados en las inmediaciones de donde se registró el primer tiroteo, anoche, alrededor de las 22:30 horas, tiempo local, sobre al carretera La Tinaja-Cosamaloapan, cerca de una gasolinera. Ahí, cinco efectivos de Fuerza Civil se encontraron con un convoy de camionetas Suburban y Hilux, cuyos tripulantes llevaban armas largas y vestimenta con las insignias del CJNG.

Al inicio del tiroteo, la patrulla se orilló y los elementos de la Fuerza Civil se resguardaron entre unos matorrales para repeler la agresión, pero alrededor de 27 camionetas seguían al primer vehículo. Durante este enfrentamiento, Rodolfo Ochoa Pineda, del destacamento Xalapa, perdió la vida.

El segundo enfrentamiento se dio en las primeras horas de este viernes, fue un ataque armado a la delegación de Tierra Blanca, que duró alrededor de 20 minutos. La agresión fue repelida por los oficiales, sin bajas. En el sitio fue asegurado un vehículo marca Chevrolet, tipo Aveo, en cuya cajuela había seis bombas molotov.

El tercero de aconteció alrededor de las 5:40 horas, en las inmediaciones de Tierra Blanca y Tlalixcoyan, cuando efectivos de Fuerza Civil se percataron de la presencia de vehículos con gente armada, sobre un camino de terracería que dirige a la comunidad Otapa, en Tlalixcoyan.

Sondeo

El albazo legislativo endeudó a los bajacalifornianos, incluidos niños, durante 37 años. En su opinión: