mundo | 14 de Mayo de 2019

La PGJE dio a conocer que se identificó al presunto responsable como Frank N., de 29 años y originario de Utah, Estados Unidos. Foto Margarito Martínez

Por

Por 

Redacción

Tijuana, 14 de mayo.- El Ministerio Público investiga por homicidio en grado de tentativa y daño en propiedad ajena al estadunidense que la tarde del lunes atropelló a varias personas e impactó más de una decena de vehículos y puestos ambulantes, en los carriles izquierdos de la garita de San Ysidro.

La Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) dio a conocer que se identificó al presunto responsable como Frank N., de 29 años y originario de Utah, Estados Unidos, a quien se le abrió la carpeta de investigación número 21716-2019 luego de que en una pick up atropelló a tres personas -que fueron dadas de alta- e impactó 17 vehículos y 12 puestos ambulantes, además de que intentó arrollar a un agente de la policía municipal al intentar cruzar a su país.

El incidente de suscitó en la calle Manuel Márquez de León y Paseo de los Héroes donde el extranjero fue sorprendido por policías municipales cuando reñía con otro hombre, pero para evitar ser detenido abordó la camioneta con placas de circulación V305LU con dirección a Estados Unidos por los carriles izquierdos.

Al cruzar por el carril de servicios médicos, un agente municipal intentó detenerlo pero Frank "N" intentó arrollarlo y avanzó; en el caminó atropelló a tres personas, golpeó 17 vehículos y 12 puestos ambulantes, hasta que los daños en su camioneta le impidieron avanzar y se quedó a unos cuantos metros del cruce a San Ysidro.

Dan de alta a lesionados

Mientras, la mañana de este martes los tres lesionados por el estadunidense fueron dados de alta en el Hospital General de Tijuana a donde se les trasladó; con el hombre viajaba una mujer, también originaria de ese país, quienes recibieron atención médica en esas mismas instalaciones de salud porque iban con varios golpes y solo requirieron algunas suturas.

A los lesionados se les hicieron tomografías y se les mantuvo en observación aun cuando aparentemente tenían heridas superficiales, para descartar cualquier lesión interna. (con información de Ángel Ramírez)