méxico | 14 de Abril de 2018

El presunto pederasta quedó a disposición de la PGR, donde se integra la carpeta de investigación en espera de que incrementen las denuncias de padres de familia Foto Cortesía

Por

Por 

Gustavo Castillo/ La Jornada

México, 14 de abril. - Elementos de la Policía Federal detuvieron en el municipio de Tlajomulco de Zúñiga, Jalisco, a un presunto pedófilo y distribuidor de pornografía infantil, que, de acuerdo con testimonios de dos familiares de las víctimas, agredió sexualmente a varios menores de edad.

La Comisión Nacional de Seguridad (CNS), dio a conocer que los elementos de la Policía Federal, en coordinación con la Unidad Especializada en Investigación de Tráfico de Menores, Personas y Órganos de la Procuraduría General de la República (PGR), capturó al presunto pederasta de 20 años de edad, “quien aparentemente aprovechaba el descuido de las mujeres, quienes tenían la responsabilidad del cuidado de cuando menos un grupo de 10 niñas y niños de la zona, para abusar sexualmente de ellos”.

La corporación indicó que cuenta con “indicios que apuntan a que el presunto responsable documentaba las agresiones a los menores en fotografía y video, para luego distribuir el material a través de correos electrónicos y redes sociales, lo que implica un agravante en la carpeta que se integra ante el Ministerio Público de la Federación”.

De acuerdo con la información dada a conocer por la CNS, “la denuncia penal presentada por los padres de familia de al menos dos menores de 10 y 12 años, activó al personal especializado en la atención de delitos de alto impacto en la División de Investigación de la Policía Federal y, tras un proceso de seguimiento, se confirmó la presencia del objetivo en un domicilio en el municipio de Tlajomulco de Zúñiga, en donde padres de familia dejaban por varias horas a sus hijos”.

El presunto pederasta quedó a disposición de la Procuraduría General de la República con sede en el estado de Jalisco, donde se integra la carpeta de investigación, ante la posibilidad de que incremente el número de padres de familia que denuncien estos hechos, señaló la institución policial.