mundo | 13 de Septiembre de 2017

Irma golpeó a Cuba, Antigua y Barbuda, República Dominicana y Haití, entre otros, donde se registraron decenas de víctimas mortales y graves daños Foto Yander Zamora

Por

Por 

Redaccion

Nueva York, 13 de septiembre.- El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) declaró que después del paso del huracán Irma, más de 2.4 millones de niño en el Caribe necesitan ayuda humanitaria urgente.

Unicef también aseguró que la cifra podría aumentar, ya que no existe una evaluación completa de los daños ocasionados por el meteoro, además de que existe riesgo de que se contagien de varias enfermedades.

María Cristina Perceval, directora regional de Unicef para América Latina y el Caribe, comentó: “La tormenta ya pasó, pero los niños en la región enfrentan ahora un gran peligro debido a la terrible extensión de los daños”.

“Irma” cruzó el Caribe como huracán categoría 5 y golpeó a Cuba, Antigua y Barbuda, República Dominicana y Haití, entre otros, donde se registraron decenas de víctimas mortales y graves daños.