méxico | 13 de Marzo de 2018

La PGR ofrecía una recompensa de 1.5 millones de pesos por información que llevara a la captura de Sandoval Rodríguez; se le perseguía por delincuencia organizada y secuestro, por lo que fue trasladado a una cárcel federal para ser puesto a disposición de un juez. Foto Alfredo Domínguez / La Jornada

Por

Por 

Néstor Jiménez y Víctor Ballinas / La Jornada

Ciudad de México, 13 de marzo.- Agentes de la Policía Federal detuvieron durante la madrugada de ayer a Érick Uriel Sandoval Rodríguez, El Rana, vinculado con la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa, Guerrero, el 26 y 27 de septiembre de 2014, y quien es señalado como uno de los últimos que presuntamente tuvo contacto con ellos.

De acuerdo con el titular de la Oficina de Investigación del caso Iguala de la Procuraduría General de la República (PGR), Alfredo Higuera Bernal, el papel del detenido fue determinante en esos acontecimientos.

Habría tenido una participación decisiva, de acuerdo con algunas partes de la investigación; forma parte fundamental de los hechos ocurridos con posterioridad a lo que se vivió en la ciudad de Iguala y habría tenido contacto directo con los estudiantes que a partir de entonces han sido considerados como desaparecidos, indicó el funcionario federal.

El Rana fue detenido en Cocula, Guerrero, y es señalado por las autoridades federales como un generador de violencia en la zona del río Balsas. El fiscal señaló que Sandoval “es un muy probable integrante de Guerreros Unidos”, a quien la PGR atribuye la desaparición de los jóvenes normalistas.

La PGR ofrecía una recompensa de 1.5 millones de pesos por información que llevara a la captura de Sandoval Rodríguez; se le perseguía por delincuencia organizada y secuestro, por lo que fue trasladado a una cárcel federal para ser puesto a disposición de un juez.

De acuerdo con el primer tomo del expediente público del caso difundido por la PGR, Sandoval fue uno de los que habría recibido a los estudiantes cerca del basurero de Cocula. En ese documento se integran las declaraciones de varios de los detenidos por el caso, quienes mencionan la participación de El Ranalos hechos.

“Conforme los íbamos bajando de la camioneta El Cepillo, La Rana y El Duva los iban acomodando en la parte alta y plana del basurero, uno iba a continuación de otro y les iban disparando en la cabeza, un tiro a cada uno… mataron a los muchachos que ya no querían cooperar”, señaló uno de los involucrados. Ese testimonio fue publicado en el informe del Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI).

Sin embargo, se subraya que las versiones que refieren al asesinato de varios de los estudiantes no coinciden en la forma de darles muerte ni en el lugar donde les habrían quitado la vida.

“El 28 de septiembre de 2015 recibí una llama de El Cepillo quien me dijo que íbamos al basurero a recoger las cenizas… pasó por mí Jona, Bimbo, Wasa, Pato, Rana, Percing...” indica otra de las declaraciones integradas en el informe del GIEI en la que se insiste que las versiones sobre cuándo se habrían recogido estos restos son diferentes entre los declarantes.

La detención de Sandoval fue anunciada ayer por la mañana por el secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, quien, por medio de un mensaje en Twitter señaló: “Felicito a los elementos de la División de Investigación de la @PoliciaFedMx por la detención de Erick Uriel N, presuntamente relacionado con la desaparición de 43 normalistas de Ayotzinapa, quien fue capturado en cumplimiento de un mandato judicial”.