méxico | 12 de Marzo de 2018

Mientras la legitimidad de sus firmas de respaldo aún está bajo verificación, la ex panista entregó ante el Instituto Nacional Electoral su solicitud de registro a candidata presidencial independiente. Cristina Rodríguez Foto

Por

Por 

Alonso Urrutia / La Jornada

Ciudad de México, 12 de marzo.- Con la legitimidad de sus firmas aún sujeta a verificación, Margarita Zavala acudió al Instituto Nacional Electoral (INE) a solicitar su registro como candidata independiente a la Presidencia. Sin grandes masas -acaso medio millar de simpatizantes-, ante los consejeros electorales deploró el abuso del dinero en la política y anunció su declinación a utilizar lo que le correspondería para financiar su campaña política.

En el auditorio del INE, sus representantes entregaron la documentación que avalaba su petición, tras lo cual, en su discurso habló una y otra vez del origen ciudadano de su postulación avalado, dijo, por un millón de firmas de quienes no creen en las respuestas que les proponen los partidos políticos.

Centró su intervención en las distorsiones que ha provocado el abuso del dinero público en la política que ha terminado por distanciar a los ciudadanos de los políticos. “La política debe ser para hacer el bien común, no para enriquecerse, la política no debe estar al servicio del capital.

“El dinero ha convertido a la política en un negocio donde priva la ambición y el descaro, por eso todo termina en fraudes, moches, naves industriales, casablancas, estafas maestras, lavado de dinero”.

Al subrayar la importancia de poner fin al vínculo entre dinero y política, anunció su renuncia al financiamiento público de su campaña. En contraste, reprochó que en la actualidad los precandidatos de partidos y coaliciones utilicen los recursos públicos para andar descalificándonse entre ellos.

Señaló que en sus orígenes en la actividad política participó –sin mencionar al Partido Acción Nacional– en campañas boteando, porque se puede hacer política de manera diferente.

Concluida la ceremonia protocolaria ante los consejeros del INE, Zavala encabezó una breve concentración ante medio millar de militantes –muchos de ellos panistas en activo– en las escalinatas principales del instituto, donde habló de la necesidad de derrumbar las barreras de inequidad social que prevalecen en el país.

Entre los asistentes acudieron el presidente del Senado, Ernesto Cordero, y Consuelo Sáizar, ex presidenta del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes.