méxico | 11 de Junio de 2018

Ejidatarios de Chimalhuacán bloquean la entrada a la autopista Peñón-Texcoco y Periférico, para exigir el pago de sus tierras, expropiadas para la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México. Foto Jesús Villaseca La Jornada

Por

Por 

Jessica Xantomila y César Arellano García | La Jornada
Ciudad de México, 11 de junio.- Más de mil personas propietarios de Los Tlateles, en Chimalhuacán, que fueron despojadas de sus tierras para construir obras hidráulicas del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM), bloquean Periférico esquina con Autopista Peñón Texcoco, cerca de las instalaciones de la mega obra. 

Alrededor de las cuatro de la mañana alrededor de 230 familias llegaron en 40 autobuses, colocaron casas de campaña y capas para impedir el paso vehicular debido al incumplimiento de las autoridades de indemnizarlos. 

Juan Loreto González, representante de los propietarios de Los Tlateles, señaló en entrevista con La Jornada que según los evalúos de las autoridades federales el costo de los terrenos es de 750 a más de 3 mil pesos por metro cuadrado. 

"Estamos demandando que se cumpla el acuerdo que se firmó con autoridades federales en mayo del año pasado en el cual prometieron le pagarían a los afectados. Sin embargo ya pasó un año un mes y a la fecha no han cumplido. Desde hace una semana nos íbamos a movilizar pero el secretario de Gobernación, Alfonso Navarrete Prida, nos dijo que habría avances en las negociaciones, incluso nos pidió que no realizaramos manifestaciones. Les dimos ocho días y nos dan puras largas por eso salimos las calles. 

"Llevamos cuatro años de lucha porque interpusimos amparos pero las autoridades no dan celeridad al asunto. Si el gobierno federal no nos paga que derogue el decreto 287 y que nos regresen nuestras tierras siempre y cuando paguen el saneamiento porque en la mayoría de los terrenos echaron desperdicios y lodos del NAICM."

En estos momentos algunos habitantes de Los Tlateles marchan rumbo al AICM, mientras que otros se quedaron en el bloqueo. 

Por separado Marco Antonio Ortiz Salas, líder de la Coalición de Organizaciones Democráticas, Urbanas y Campesinas (CODUC) dijo que el gobierno federal despojó a los habitantes y nunca les han pagado." Hace tres años y medio convenimos un acuerdo de que se les respetaría la propiedad, se les regresaría la tierra y luego que se les pagaría, firmamos una minuta hace un año donde se establecieron compromisos puntuales que implicaban tierra y dinero pero no hubo nada. No vemos claro que avancen las cosas por eso tomamos la determinación de cerrar las obras del nuevo aeropuerto y tenemos otros cinco puntos de concentración alrededor de las terminales 1 y 2 del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México", aunque la policía capitalina encapsuló a manifestantes en algunos puntos impidiendo que bajaran de los autobuses, agregó Ortiz Salas. 

Por su parte, Sócrates Silverio Galicia Fuentes, profesor de la Universidad Autónoma Chapingo, y quien marcha con otro contingente por avenida Vía Lago esquina Peñón Texcoco, comentó que también la policía estatal impide que continúen hacías las instalaciones del NAICM. 

De acuerdo con los dirigentes después de las 10 de la mañana se reunirían en la Secretaría de Gobernación para llegar a un acuerdo y desbloquear las avenidas.