Baja California | 10 de Enero de 2017

Foto Rubén Gómez

Por

Por 

Julieta Martínez

Tijuana, 10 de enero.- La falta de combustible en Mexicali hizo crisis por el bloqueo a la planta de Petróleos Mexicanos (Pemex) de La  Rosita, y mientras el alcalde Gustavo Sánchez Vázquez afirmó que las reservas del municipio se agotarán el jueves, empresarios gasolineros aseguraron que la mayoría de establecimientos están a punto de llegar a ceros y están cerrados desde hace días.

El presidente de la Asociación Onexpo Mexicali, Rubén Márquez Espinoza, explicó que hace una semana recibieron el último viaje de Pemex y a partir del sábado comenzaron a cerrar las estaciones que iban agotando sus reservas, pero desde el lunes el cierre fue casi total en las 180 gasolineras mexicalenses.

Mencionó que Pemex La Rosita surte a Mexicali y a los municipios sonorenses San Luis Río Colorado, Sonoyta y Puerto Peñasco, lo que ha generado "filas tremendas" de gente que cruza a llenar los tanques de sus vehículos a Caléxico, donde además pueden encontrar mejores precios.

Márquez dijo coincidir con el descontento social por el aumento de hasta 20 por ciento al diésel y las gasolinas porque esto además puso en mayor desventaja al sector ante el sur de California, así que previó que cuando se regularice el suministro la fuga de consumidores se mantendrá, por lo que consideró que la homologación de precios es la alternativa para recuperar ventas.

Al respecto, el también empresario gasolinero y presidente de la Coparmex Mexicali, Rodrigo Llantada, pidió que se tomen medidas urgentes para garantizar el abasto de carburantes, pues advirtió que la situación está afectando la situación económica y social 

Afirmó que no se espera una parálisis total de las actividades pero sí se prevé ausentismo laboral y en las escuelas, además de retraso en el abasto de mercancías, por la falta de transporte y pidió a las autoridades instalar mesas de diálogo para que los manifestantes que mantienen tomadas las instalaciones de Pemex desalojen.

Dijo que "respetamos el derecho a manifestarse pero siempre y cuando no se afecten derechos de terceros", y pidió a las instancias de gobierno que busquen alternativas "dentro de la legalidad" para garantizar el abasto de los combustibles.

Llantada advirtió que no debe repetirse la situación que ocurrió en la planta Pemex Playas de Rosarito donde el desalojo de manifestantes terminó en violencia y ataques contra inconformes y periodistas por parte de policías de las diferentes corporaciones, además de que siete agentes fueron arrollados por un vehículo.

De acuerdo con reportes periodísticos, la madrugada de este martes se redujo el número de manifestantes contra el "gasolinazo" con el retiro de transportistas que apoyaban el movimiento, y después del mediodía se reportó el bloqueo de la carretera que da a la planta Pemex, por lo que esperan que podría haber un desalojo en cualquier momento.

Sondeo

¿Responde la abrogación de la Ley del Agua a las protestas ciudadanas?