méxico | 08 de Diciembre de 2017

Andrés Manuel López Obrador prometió autonomía del Banco de México y cero déficit Foto Carlos Ramos Mamahua/ archivo

Por

Por 

La Jornada

México, 8 de diciembre.- Luego de que Andrés Manuel López Obrador, dirigente del partido Morena, prometió que si gana la Presidencia de la República habrá estabilidad macroeconómica y no aumentar impuestos, el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) consideró que es un “buen inicio de conversación.”

Al ser inquirido sobre la promesa de López Obrador de cero déficit y autonomía del Banco de México (BdeM) y no aumentar los impuestos en términos reales, Juan Pablo Castañón, presidente del organismo dijo que es importante que todos los actores políticos se comprometan con la estabilidad macroeconómica, porque brinda una plataforma que genera confianza para alcanzar el desarrollo.

Si bien calificó las declaraciones del dirigente de Morena como un “buen inicio de conversación” que hay que profundizar, acotó que ahora hay que discutir cuales son las variables de cada plataforma política, “los objetivos a donde llegaríamos en cada una de las variables macroeconómicas”.

Remarcó que al sector privado le preocupa “cualquier postura que sea populista, porque nos lleva a un desorden económico y que no queremos volver a tener”

Castañon también expresó que a la IP le preocupa la propuesta de seguridad de López Obrador, por que tema es transversal “no queremos una política de gobierno que pacte con el crimen organizado”

Consideró que el sector empresarial busca un plan de reforzamiento de las instituciones, de las policías, un mando coordinado entre las policías federales y locales, la voluntad política de los gobernadores de preparar mejor a sus policías

Insistió en que el Senado apruebe la Ley de Seguridad Interior, la cual dijo no significa militarizar al país, sino regularizar lo que ya opera con cupos o límites para que cada año se renueve la presencia del Ejército en las labores de seguridad. Pero dijo que debe estar complementado con la ley de coordinación policiaca, así como los nombramientos de los fiscales anticorrupción, de delitos electorales y de justicia.

Aunque no señaló específicamente, Castañón dijo que a la IP le preocupa las posiciones de los partidos políticos que puedan desviar el modelo del país y que las propuestas no tengan fundamentos.

Por su parte, Gustavo de Hoyos, presidente d ella Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) prefirió no opinar por quienes buscan contender a la presidencia del país hasta que ya sean candidatos oficialmente. Agregó que las campañas deben convertirse en un espacio para que las propuestas puedan ser debatidas, contrastadas y analizadas.