diputados federales | 07 de Febrero de 2019

El representante de la ACNUDH en México, Jan Jarab durante entrevista con 'La Jornada' el pasado 28 de enero de 2019 Foto Pablo Ramos

Por

Por 

Roberto Garduño y Enrique Méndez

Ciudad de México, 7 de febrero.- El representante en México del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Jan Jarab, definió ayer que más que discutir la extensión de la prisión preventiva oficiosa, el Congreso de la Unión debería plantear su eliminación.

“Nuestra oficina no propone derogar la prisión preventiva justificada, ni dejar a todas las personas imputadas libres. Lo que se discute es la prisión preventiva oficiosa automática, obligatoria, que supone una privación de algunas garantías procesales básicas”, explicó.

Durante la reunión, representantes de las cámaras del autotransporte de carga y de pasajeros plantearon la postura opuesta y demandaron que se apruebe incluir en el artículo 19 de la Constitución la prisión preventiva oficiosa para el robo a transportes, que alertaron se ha incrementado en los años recientes debido a la impunidad de quienes lo cometen, cada vez con mayor violencia.

En su participación, ayer en la Cámara de Diputados durante las audiencias sobre la reforma constitucional en materia de prisión preventiva oficiosa, Jan Jarab planteó que antes de ampliar el catálogo de delitos que ameritan esa medida cautelar, el Congreso estipule en la Constitución la figura de perito oficioso de prisión preventiva.

Además, se incluya un listado de delitos en los que el Ministerio Público tenga la obligación de solicitar la prisión preventiva “y que sea oficioso el perito, no la resolución, y éste persevere el control judicial para decretar la pertinencia de la medida, respetando así su naturaleza cautelar”.

Y que se garantice al mismo tiempo al Poder Judicial, la autoridad de decidir sobre la validez de la privación de la libertad de una persona, abundó.

Insistió que la prisión preventiva oficiosa es una violación a los derechos humanos y el Congreso debería dar pasos decididos en dirección opuesta. Los cambios constitucionales aprobados por el Senado y en revisión de los diputados “reflejan una filosofía de mano dura sorprendente”.

Mientras, José Refugio Muñoz López, vicepresidente ejecutivo de la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga, refirió que el robo a vehículos pesados se incrementó 146 por ciento entre 2010 y 2018, y que, del total, 85 por ciento fue cometido con violencia, y en ese sentido pidió “anteponer el derecho de las víctimas al de los delincuentes; dejemos de ser un país de víctimas”.

Armando López Gutiérrez, coordinador de la Comisión de Leyes y Reglamentos de la Cámara Nacional de Autotransporte de Pasajeros presentó un video de un asalto a un transporte público, hace 7 días, en la carretera México-Texcoco. “No es solo el robo, también privación ilegal de la libertad, lesiones, homicidios y portación y disparo de armas de fuego”, refirió.