Chihuahua | 07 de Febrero de 2016

El ensayo terminó al mediodía y sirvió para que tanto la Iglesia y autoridades vieran las necesidades que tendrán, dijo el vocero. Foto AP

Por

Por 

Rubén Villalpando, La Jornada

Ciudad Juárez, 7 de febrero.- Más de 20 mil voluntarios católicos de Ciudad Juárez y El Paso, Texas, salieron a la calle para realizar un simulacro en la ruta papal del próximo 17 de febrero, en un tramo aproximado de 42 kilómetros en esta frontera. 

Al menos 60 elementos de Protección Civil, agentes policiacos y militares acompañaron al contingente de fieles, a cargo de su seguridad.

La Diócesis de Ciudad Juárez cuenta hasta ahora con aproximadamente 70 mil voluntarios inscritos para la visita del pontífice a la frontera, y esperan alrededor de 10 mil más para esta semana, muchos de los cuales serán ciudadanos estadunidenses que visitarán de la frontera con El Paso y Las Cruces, en Nuevo México, a quienes les asignarán um tramo de aproximadamente cuatro kilómetros.

En el ensayo de este domingo participaron alrededor de mil brigadistas que fueron capacitados en primeros auxilios y una cantidad similar llamados "centuriones", que son los encargados de coordinar las vallas.

El sacerdote Beto Luna, coordinador de la cadena humana que se encontrará en los 42 kilómetros que recorrerá el papa Francisco en Ciudad Juárez, refirió que para el simulacro no fue cerrado el tráfico vehicular en ningún punto de la ciudad.

Recordó el sacerdote que, el 17 de febrero, los voluntarios tendrán que estar en sus posiciones a las 6:00 horas, y retirarse cuando el avión de Francisco haya despegado, ya que planean encender sus celulares para que el pontífice vea desde el cielo los 42 kilómetros que recorrió en la frontera.

Este domingo, fueron citados a las 10:00 de la mañana, pero una gran parte de los jóvenes, adultos, niños y mujeres, llegaron desde las 9:00, y a tiempo ocuparon sus posiciones tomados de las manos.

Los participantes del simulacro, provenientes de distintas parroquias de la ciudad, se colocaron en distintas partes de las avenidas Tecnológico, Pérez Cerna, Gómez Morin y otras del recorrido papal.

El ensayo terminó al mediodía y sirvió para que tanto la Iglesia y autoridades vieran las necesidades que tendrán, dijo el vocero.

Aseguró que los juarenses que participaron en el simulacro de este día, no son todos los que lo harán durante la visita del papa, solo que por distintas circunstancias no pudieron acudir hoy.

Detalló  que, por decisión de El Vaticano, el altar donde realizará la misa el Papa Francisco se construyó con un declive de 4.30 metros de altura en la parte más cercana a la gente para evitar que las personas puedan subir e interrumpir la ceremonia, y, por cuestiones de seguridad y evitar contacto con el sumo pontífice, también contará con una reja metálica de un metro de altura.

La estructura de 76 metros de largo, 22 de ancho y 14 de alto, soportada por cimientos de seis metros de profundidad y recubierta con piedra, ya presenta avances de un 90 por ciento y se espera que para este domingo esté terminada en su totalidad, por lo que quedarían únicamente detalles en el emparejamiento del suelo donde estarán los feligreses.

 

Sondeo

¿Está de acuerdo con la consulta ciudadana del Congreso para determinar si la próxima gubernatura es de 2 o de 5 años?