méxico | 02 de Julio de 2015

Ricardo Anaya, aspirante a la dirigencia nacional del PAN. Foto María Luisa Severiano / archivo

Por

Por 

Redacción, La Jornada

Ciudad de México, 2 de julio.- Ricardo Anaya, aspirante a la dirigencia nacional del PAN, aseguró que apuesta por un partido reconciliado, que busca cambiar la realidad y no es conformista.

Al continuar recorriendo domicilios del DF y del estado de México, para recabar firmas de apoyo a su candidatura, reconoció que el blanquiazul necesita una regeneración profunda, para convertirse en una alternativa ciudadana capaz de volver a ganar la presidencia de la República en 2018.

“Queremos que la gente vea que somos un partido moderno, que aspira a cambiar la realidad y no un partido conformista, que simplemente busca dejar las cosas como están”, expuso ante miembros de su partido.

Ricardo Anaya estimó que sería una tragedia para el país que en el 2018 existan únicamente dos alternativas, una representada por el PRI corrupto y corruptor, y otra por un populismo autoritario, que llevaría a México a donde hoy está Venezuela.