Chihuahua | 02 de Marzo de 2019

Con el argumento de que esta distribución violenta el estado de huelga, los trabajadores interceptaron las unidades y se confrontaron verbalmente con personal de confianza. Foto Julia Le Duc / archivo La Jornada

Por

Por 

Julia Le Duc / La Jornada

Matamoros, Tamps., Trabajadores de Coca-Cola retuvieron al menos 18 camiones repartidores procedentes de ciudad Reynosa que buscaban distribuir refrescos en Matamoros, sin importar que desde el 15 de febrero alrededor de 400 empleados de la trasnacional están en huelga para exigir mejores condiciones laborales.

Los huelguistas interceptaron las unidades cuando ingresaban por la carretera Reynosa y a Valle Hermoso, operados por personal foráneo que recibió indicaciones para distribuir los refrescos en diversos comercios. Con el argumento de que esta distribución violenta el estado de huelga, los trabajadores interceptaron las unidades y se confrontaron verbalmente con personal de confianza.

En el fraccionamiento Pueblitos el jefe de recursos humanos de Coca-Cola, Hugo Rodríguez, dio la orden para que los conductores de Reynosa impactaran sus camiones contra las camionetas que huelguistas de Matamoros usaron para bloquear el paso e impedir el reparto, dio a conocer el gobierno municipal.

En Matamoros, unos 400 empleados sindicalizados comenzaron un movimiento de huelga debido a que la empresa transnacional se negó a darles un aumento salarial de 20 por ciento y un bono único de 32 mil pesos, paquete conocido como 20/32.

El Sindicato de Jornaleros y Obreros Industriales y de la Industria Maquiladora obtuvo el beneficio 20/32 para unos 30 mil obreros de 45 plantas manufactureras. Los trabajadores de este organismo sindical emplazaron a huelga a la compañía y la comenzaron hace dos semanas.

Al no operar la planta de Prolongación Calixto de Ayala, el desabasto de producto sucedió en la ciudad y lo que comenzó como abastecimiento ´"hormiga" por medio de automóviles particulares terminó en una distribución foránea mediante 18 camiones que fueron retenidos por los sindicalizados.

En días pasados, restauranteros, abarroteros y comerciantes de tiendas de Matamoros se quedaron sin Coca-Cola, a consecuencia de la huelga.

De acuerdo con la Asociación Nacional de Pequeños Comerciantes, en Tamaulipas hay 19 mil 566 pequeños comercios, de los cuales 2 mil 858 están en Matamoros.