18 de Febrero de 2019

Jornaleando
La Jornada Baja California
 

Este lunes Morena dará a conocer los resultados de su encuesta interna, y con ello los nombres de quienes serán sus candidatos a presidentes municipales y diputados en los comicios del próximo 2 de junio. La decisión de recurrir a un sondeo creó una guerra entre todos aquellos que se registraron como precandidatos en una elección donde todavía es relevante la figura de Andrés Manuel López Obrador.

De todas las encuestas realizadas por casas con prestigio que cuidar –los precandidatos interesados ordenaron las propias– lo único claro es que la marca Morena es la mejor posicionada porque 49.4 por ciento de los electores piensa volver a votar por el mismo partido, y la mitad de la población –casi seis de cada 10– considera que lo mejor para la entidad es que gane Morena, según el ejercicio hecho hace unos días por Roy Campos, de consulta Mitofsky.

Saldado el tema de que el aspirante "de unidad" a la gubernatura es el senador con licencia Jaime Bonilla, la disputa más fuerte es en Tijuana y Mexicali. Las encuestas dicen que en Tijuana gana Morena, independientemente de quien sea el candidato. Se registraron seis precandidatos a la alcaldía y hubo 22 aspirantes para ser el abanderado del octavo distrito. De ese tamaño están los ánimos partidistas.

La otra cosa que dicen las encuestas es que Acción Nacional arrastra como principal pasivo al gobernador Francisco Vega, quien en todas las encuestas sale reprobado. No tuvo candidato a sucederle y se le ve ajeno al proceso electoral, alejado de todo. El 73.9 por ciento de los ciudadanos están en desacuerdo con su forma de gobernar, revela Mitofsky,y según otros sondeos está entre los tres gobernadores peor evaluados del país.

No se esperan gritos y sombrerazos públicos este lunes, cuando Leonel Godoy anuncie a los elegidos. Morena aprendió muy bien del PRD que los escándalos no son buenos y todo aquel que se inconforme públicamente, según la convocatoria, será descalificado automáticamente.