Baja California | 19 de Junio de 2019

Puerto Pichiligue, en Baja California Sur. Foto Raymundo León / La Jornada

Por

Por 

Raymundo León / La Jornada

La Paz, BCS, 19 de junio.- La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) admitió la revisión de la controversia constitucional presentada por el gobierno de Baja California Sur para que este estado sea incluido en el decreto presidencial que otorga estímulos fiscales a la región fronteriza norte.

En su cuenta de twitter, el gobernador Carlos Mendoza Davis informó este miércoles que la Segunda Sala de la SCJN le dio la razón por unanimidad.

“El trato JUSTO que exigimos para l@s sudcaliforni@s tendrá que estudiarse a fondo.

”Sigue nuestra lucha: NO más IMPUESTOS para nuestras familias.

“Demandamos equidad tributaria hacia #BCS”.

El 13 de febrero el gobierno de Baja California Sur presentó una controversia constitucional ante la SCJN porque el decreto de estímulos fiscales para la región fronteriza norte, emitido por el presidente Andrés Manuel López Obrador no incluyó a esta entidad, catalogada como zona fronteriza por la Secretaría de Hacienda y que fue afectada con la homologación del IVA, del 11 al 16 por ciento, en 2013.

En marzo la ministra de la Corte, Norma Piña, rechazó el recurso jurídico del gobierno del estado, pero este miércoles fue admitido ante el recurso de apelación interpuesto por el gobierno sudcaliforniano.

Carlos Mendoza, hace unas semanas afirmó esperar que el gobierno federal vea con respeto el reclamo del estado de Baja California Sur.

Señaló que esta entidad es discriminada en términos fiscales por el gobierno federal, porque, por un lado, la dejó fuera de la región fronteriza donde se aplican descuentos al impuesto al valor agregado y a la renta, y por otro limita la franquicia de importación de mercancías a 150 dólares por pasajero en los aeropuertos y no a 500 dólares como sucede con el resto del país.

El 11 de mayo, Mendoza Davis en su cuenta de twitter escribió:

“Aclarando las dudas. Para efectos fiscales Baja California Sur no es considerada región fronteriza como lo éramos antes; por ello, pagamos el doble del IVA y 33 por ciento más de ISR que en la frontera.

“Para efectos de franquicia de importación, sí somos región fronteriza, por lo que podemos importar libres de pagar impuestos sólo 150 y no 500 dólares, como sucede en el resto del país.

El decreto presidencial que otorga estímulos fiscales de ISR e IVA reducidos beneficia actualmente 43 municipios: cinco de Baja California; 11 de Sonora; ocho de Chihuahua; ocho de Coahuila; uno de Nuevo León; y 10 de Tamaulipas.