Chihuahua | 09 de Julio de 2016

Maestros durante la marcha en Oaxaca Foto Archivo La Jornada/Jorge A. Pérez Alfonso

Por

Por 

Rubén Villalpando

Ciudad Juárez, 9 de julio.- Durante tres horas maestros del Movimiento Resssiste - que son parte de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE)- tomaron 10 casetas de peaje en Chihuahua y permitieron que conductores transitaran por la carretera sin pagar, para protestar por las agresiones contra profesores en el centro del país y exigir la derogación de la Reforma Educativa.

Uno de los maestros en Juárez, Juan Morua, protestó en la caseta de Villa Ahumada-Chihuahua y explicó que desde las siete de la mañana partieron en caravanas y tomaron las casetas de Sacramento, así como la de Ojinaga; mientras que docentes de Ascensión y Puerto Palomas liberaron la de Gerónimo.

Dijo que la exigencia es por la solución a un pliego petitorio, que en uno de los puntos la derogación de la Reforma Educativa, la liberación de los maestros detenidos y castigar a los responsables de asesinar a nueve personas en Chihuahua; además insistieron que no van a permitir que siga la represión por parte de corporaciones policiacas y militares en contra de los profesores.

“Es para presionar al gobierno federal para que dé marcha atrás a la mal llamada reforma educativa, que está en contra de los maestros y no permite tener una educación de calidad, porque se trata de modificar el estatus laboral, no lo que se da en clases”, advirtió.

Morúa explicó que no existe una reforma educativa ya que su esencia es prácticamente laboral y lesivo de los derechos sindicales y constitucionales de los maestros y la ciudadanía en general, por lo que decidieron realizar la protesta como parte de la lucha que impulsa el magisterio para conseguir que el gobierno federal a elimine. 

Sondeo

¿La polémica generada por la salida de Margarita Zavala del PAN influirá en el resultado de las elecciones de 2018?